Seguidores

lunes, 3 de diciembre de 2012

Libre designio de Musas.

Me retiro al libre designio
de lo que piden las musas,
me inspiran las letras
y me ruegan los sueños,
y me deshago
en mil aventuras de ficción remota
y en las kamikazes arenas del tiempo,
en un intento iluso
de salir ileso de este trance suicida.

Me recuerda mi pequeña
a un sueño que tuve,
dónde anclaba mis penas
en la tierra de un jardín,
dónde cuelgan para mí
las musas que entretuve
y que ahora el mundo ahoga
en recuerdos al dormir.

Sé que ella es un ángel,
una prueba y un martirio,
pero sabe mi delirio
que la locura es mi salud,
y al baúl del olvido
guardo viejas alas,
que volaban por sí solas
en aquel cielo azul.

Mi estrella ahora es mi musa
y no me duele su calor,
y ante la lluvia no reparo
en si cesa su fulgor,
y encallado busco un puerto
al que amarrar esta ilusión
porque de nuevo espero luz
iluminando mi razón.

La locura es de filósofos
y de idiotas que se enamoran.
Yo soy loco doble
porque filosofo del amor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario