Seguidores

jueves, 9 de agosto de 2012

Cielo Cambiante.

De un mar que nunca oscurece oí hablar a un tuerto marinero, que "era de azul cielo si amanece, de ámbar y nácar a la tarde siempre entero", y mil historias callejeras de un marino ciego, con la enfermedad de la imaginación, en el invierno de enero y su calor eterno.

Aquí, bajo el verano de mil estrellas fugaces, soñaba que estaba contigo. Y maldecía a la Luna por ser llena, porque impedía ver la claridad de algunos astros. Nos tumbábamos en arena suave y fría, al compás nos abrazábamos, del baile en las constelaciones, de meteoros y su agonía, por alcanzar la fina linea del firmamento de cristal.

Ahora una fractura escinde ese cielo de metal plomizo, y la lluvia inunda el campo blanco de la esperanza de que las lagrimas nutran de nuevo mis sueños.

5 comentarios:

  1. Impresionantes metáforas. WOW!
    Me encanta tu manera de escribir.

    Te invito a visitar mi super blog, para engancharte a mi nueva historia:

    www.enamoramedeti.blogspot.com

    Necesito opiniones!

    Besitos:)

    ResponderEliminar
  2. entrar en mi blog clau-mary.blogspot.com es de moda y otrro sobre novedades es clau-g-mary.blogspot.com somos un grupo de personas que quedamos y lo hacemos xd

    ResponderEliminar
  3. Bonito blog, leyendo alguna de tus entradas, me ha gustado y aquí me quedo para ir leyendo más ;) Gracias por pasarte por el mío, un beso.

    ResponderEliminar