Seguidores

martes, 6 de marzo de 2012

No es tarde.

Soy naufrago que nada en solitario hacia la luna, mar de la tranquilidad que aúna contradicciones entre color forma y figura, veo azulada una mirada que me tienta, allá al fondo está dorada y su ternura la alimenta, no es posible que mienta, que me arrepienta es un hecho, todo lo que hicimos pienso que volverá con otro beso.

Estoy mirando un horizonte infinito, transmito impulsos que ya no llegan, besos que terminaron y que ahora evito, abrazos que ahora puedan convencer de lo que necesito.

Ya no queda cera en esa vela, que vele por lo nuestro, ya acabó aquella mecha, ya no acecha por un beso, puedo contar meses con los dedos, días con la mente aun siendo diferente contar mis sentimientos, quiero un beso no en la frente que me afecte, afecto, que me quieres, que prefieres eso al lamento,

y sigo aquí desesperado más cansado pero en pie, he deseado deseo, y siempre desearé, besar tus labios y acariciar tu piel y así poder, fundir mi aliento, sé que lo conseguiré.

Me pierdo en esas curvas, lo profundo su mirada, amanezco en esas lunas y me hundo hacia la nada, no seré jardín para enterrar ilusionada, acababa de escribir una balada para ti,

Siento que estás cerca pero el tiempo nos separa, cara a cara me depara la apertura de otra puerta,

No seré quien nuble lo visible, quien de fin a lo tangible, quien defina lo imposible,

Quiero estar contigo y ahora digo que te quiero, el hielo es la respuesta y no es lo que prefiero, más vale ser frío en el mes de enero, que amor perdido tentando ser sincero.

Haciendo una balada me quedé sin aire, sin fuego, sin un qué escribir de una mirada que no muevo, puedo intentar ir a verte en el recuerdo, enamorada, princesa, ver que ya no juego a quién me besa por exceso, por defecto el llanto que tanto caigo y no levanto, traigo mil estrellas y de ellas estoy falto, mato a quien me diga que no pisé la luna, la besé más de una vez, te empotré a la pared, y ahora ya no quedan dudas, aunque eludas que me quieres aun no es tarde para mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario